¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Quisiera Estar Con Un Hombre, Primer Vez

Cuando era muy en la ciudad de Medellín, vivía con un familiar, un primo, el cual me invitó a tomar unas cervezas con unos amigos a unas cuadras de la casa, en ese momento era alrededor de las 2 am, cuando un amigo nos invitó a rematar a su casa, en ese momento tenía unas cuantas cervezas en la cabeza y malo que era para beber aceptamos en ir, al llegar a la casa nos hicimos en la sala y empezamos a escuchar música, eso reímos y gozamos un buen rato, cervezas van y viene, eso poníamos de toda clase de música, cuando de repente en ese momento me dieron ganas de ir al baño, quedaba en el segundo piso, lo único que me dijo el anfitrion, cuidado despiertas a mis papás o a mi tío, me le reí y le respondí que con esa bulla que tenemos ya deberían de estar madreandonos. en ese momento al subir al baño a carcajadas, abro la puerto y vaya sorpresa me encuentro, con el tío de el masturbándose viendo una revista parecía de porno, no se que era pero lo tenía muy concentrado en ese momento al verlo me dió curiosidad de mirarle el pene vaya que grande, grueso y cabezon lo tenía, el me miro fijamente y seguía dándole, de la vergüenza quede plasmado mirándole su miembro, estaba impresionado de lo enorme, le hice una risa de ops disculpa amigo y en ese momento salí huyendo, de lo prendo que estaba quedó plasmado esa imagen mientras bajaba, fui a la calle y orine en un arbol, regrese todavía pasmado, Fuero unos minutos más tarde cuando el bajo a saludar, en ese momento me mira y me guiña el ojo, no podía con la vergüenza, nunca me había pasado algo así y mas con alguien del mismo sexo, lo quede mirando entre las piernas por que estaba de sudadera de lana creo, mientras seguíamos tomando más me embriagaba y el amigo de la casa me dice con el primo, quédense esta noche, mañana hacemos algo para el guayabo, mi primo acepto, eran alrededor de las 4:30 am y casi todos se habían ido, sólo quedábamos mi primo, mi amigo y yo, al rato el nos dice. Bueno, allá hay dos habitaciones desocupadas, vayan y duerman el primo se fue a dormir a una de las habitaciones en el segundo nivel quedaban todas, yo le dije que me quedaba en el sofá ya que estaba muy prendo y no quería que le hiciera un daño bucaal en la habitación, todos se fueron, pasó un rato y me quite la ropa y sólo quede en boxer, eran de esos boxer no ceñidos si no los estilo pantalonetas, siempre e dormido así y nunca le había visto nada raro, me quedé dormido y al rato entresí y como en un sueño profundo sentía que me movían, me tocaban la pierna y me voltearon, quede arrodillado acostado en el sofá y la cabeza supuestamente en la almohada, un Momento a otro siento mis manos que las tomaban y las llevaban a algún lado, fue en esa enorme verga cuando mis manos las cogían, el se masturbaba y gemía, se sentía muy húmeda pensaba que estaba como algo así un sueño, al momento sentí que se movieron y quede con la cabeza en el cojin, un momento a otro sentí como me bajaron de atrás mis boxer y suavemente me acariciaban, seguía sintiendo que tenía de esos sueños raros no pensaba que era realidad, al momento sentí algo húmedo en mi anito, mis nalgas abriendolas como si fuera lenguetasos, senti algo emocionante, pero me despertó totalmente, al verlo ahí atrás me asusté y me paré de los nervios, casi me pongo a llorar, el se para al frente mio, su verga quedaba a la altura de mi cabeza y me dijo, estos 22 cm te van a comer, quiero que lo saborees como bombombum, quiero ese anito tuyo listo para una faena, yo se que te gusta, lo note cuando te quedaste paralizado, así que ven y disfrútalo, se sentó al lado mío y empezo a masturbarse lentamente, me decía cálmate que es normal toca con confianza que al sentirlo en tus manos te va a gustar, veía como las dos manos acariciaba ese tronco y no alcanzaba a tocar los dedos, era muy gruesa, me dijo ven déjate y te la cojo te la chupo, para que aprendas, le dije que no que nunca había estado con alguien, es más no sabía de masturbarse, y me dice, tranquilo, estabas tan profundo,, que te podía haber comido si quisiera, pero te quiero tener con paciencia, ese culo redondo va a ser mio, quede plasmado, en ese momento entro mi amigo y se hizo a un lado y le dijo, si ves que a él no le gusta, no lo obligues, ven te bajo esa arrechera y empieza a mandárselo delante mío, el mismísimo sobrino esas dos mano recorría ese monumental tronco como si fuera el falo más grande del mundo, por un momento me calme y viéndolos me pareció raro y un poco exitante, el chupaba como si fuera su última vez, al ver que el tío de mi amigo me miraba me dijo, si ves se que te gusta, tendré paciencia pero antes ponte en cuatro te vuelvo a chupar ese culito tan rico como lo hacía hace poco, dale anímate, mientras veía a mi amigo chupandolo le dije que no, nunca había pensado en estar con un hombre, en ese momento el tío le dice, mira que rico lo puedes pasar, el pone a su sobrino boca arriba y le abre la piernas, le preguntó que que iban a hacer, mi amigo me responde, espera y mira, le hecha crema o algo y sin condón y sin nada, se lo fue hundiendo de a poco, el me miro y me dijo, es mi segunda vez, veía que esa cabeza entraba con mucha presión, no quería entrar hasta que sentí un suspiro, ouch entro lo mas dificil exclamó el, empezo lentamente a entrar y llegó como hasta un poco mas allá de la cabeza y el tío bombea suavemente hasta que empieza darle rapido, no pasaba de la mitad del pene pero si bombeaba duro, lo acomoda l momento en cuatro y se queda mirándome y me dice, deja que te coma si supieras lo rico que se siente esa verga grande y gruesa me tiene a mil, el tío me guiñaba reia y me hacía con los labios animate, pasaron como 15 min y dice que se venía y el se lo recibió todo en ese culo, me miraba como si ( viejo lo que te estás perdiendo), se lo saco y sonó como destapando corcho, todavía paradó y me dice, dale sigues tu, mi amigo al lado del sofá recostado en 4 escurriendo semen me levanté me vestí y salí de ahí a eso de las 5:30, no volví a salir con ellos, el tío se fue del pais y el amigo de la ciudad al tiempo. Fin

¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ