¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Su semen tapaba mi cara... Mientras el agua que caía directamente limpiaba cada rastro de su sexo.

Sus gemidos fueron inevitables encerrados en el baño,tratando que no se dieran cuenta de lo que hacíamos, pero la excitación nos había delatado.
Quizás ese fue mi mejor día de sexo oral a Alessandro. Ese día queríamos bañarnos juntos pero el sentirnos desnudos siempre nos agita la pasión...
Solo de pensar lo que podía pasar en la ducha hizo que su pene estuviera delicioso,muy duro y mojado.
Sabía que quería y yo ardía por dentro, de inmediato me puse contra la pared para sentir su penetrada y el no deja de volverme loca cuando entra en mí... Esa sensación de querer tragarmelo me llena de placer,de  saber que me estoy comiendo mi plato favorito.... Mmmm
Somos candela y nos dejamos tentar por las ganas de acabar con todo... Me cogió, cacheteó mis nalgas,agarró mi pelo y mis gemidos salieron automáticamente.
Este hombre me eléctriza, me provoca y por eso lo expulsé,porque quería saborearlo como loca... Chuparlo, pasarle mi lengua, pasarlo por toda mi cara y escupirlo...
Lo hice una y otra vez... En esa oportunidad me vuelví loca cuando pasé su pipí grande por toda mi cara... 
El solo tenía en su panorama a su mujer de rodillas,el agua cayendo en su cara, y su pipí con contracciones en mi cara y en mi boca. No aguantó más y se vino, su semen de inmediato cubrió toda mi cara.
 Ese día me dejó marcada como su diosa, disipando lo miedos y con ganas de comerte siempre.

¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ