¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Hace unos años conozco a una chica trans, ella es venezolana, voy a llamarla mona. Hemos estado un par de veces pero no había podido metermela como yo quería, hace mucho que no me penetraban y estaba cerradita. Un día decidi que debía coronar esos centimetros de verga que tiene mona, así que bueno empece a mirar en internet videos, foros y con esas recomendaciones hice un plan. 

Lo primero que hice fue ir a buscar ropa de perra, estuve en un sex shop y me compre una ropa de colegiala, viendo las cosas que vendían allí se me mojo el culito, habían unas pollas enormes y me imaginaba metiendomelas todas. No pude aguantarme y compre una. Esta mide unos 23 centimetros, es cabezona y venosa. 

Debía encontrar un buen lubricante y este lo conseguí en una droguería, por cierto es muy bueno, es a base de agua, así que es de los mejores.

Llegué a la casa y me dispuse a depilarme todita y a medirme las cosas, del antojo también estrene la nueva verga. Me aplique el lubricante y para mi sorpresa y supongo por lo excitada que estaba entro de primerazo y toda. me la comí una media hora y le envíe fotos a mona. Diciendole que ya me entraba y que iba para allá. Ella me dijo que me llevara esa ropita que tenía puesta.

Mona vive cerca a mi y puedo ir caminando, me puse ropa encima y salí. ese camino fue entre miedoso y delicioso, me deje un plug metido y sentía a cada rato que se salía. cuando llegue a donde mona estaba empapadito mi culito.

ella me dijo que me desnudara que quería ver lo perra que estaba, yo hice caso, con algo de verguenza pero me desnude, tenía unas tanguitas blancas con la parte de adelante como falda escocesa, una falda de colegio, unos brasieres peques y una blusita. Ella hacía cara de quereme violar, me tomo del cuello y me tiro en la cama. 

Me dijo que me iba a poner maquillaje y una peluca, yo le dije que no. Pero me obligo y que sensación tan rica, como me trataba, como si fuera una perra. 

Al fin quede lista y me hiso modelarle, ella se empezo a masturbar, su verga estaba dura, se notaba que queria partirme. me fui acercando a chuparla, me la metía hasta el fondo de l garganta. Me puso en 4 y me dio unas buenas nalgadas. en serio me sentia como una perra. le pedí que me lo metiera y lo que hiso fue amarrarme las manos a la cama y decirme así que te gustan grandes. de la nada alguién abrío la puerta, yo no lo podia creer, me moría de la pena. Era un hombre moreno, que se le salian las babas cuando me vio, yo le decía a mona que no, que no me hiciera eso. mona se reia y me decia tranquila, vamos a disfrutar los 3. la verga de mona no es tan grande, pero es una buena verga. este hombre que voy a llamar andres, se vino hacía mi, yo intente soltarme pero me agarro el culo y eso me excito un poco. me toco la verga que estaba escondidita y me la empezo a chupar. yo miraba a mona y ella seguía masturbandose. 

andres me dijo que si ya estaba bien, yo le dije que si, que no me gustaban las cosas así pero que de una. el se saco su verga y era igual de grande al juguete que me había metido un rato antes en mi casa, solo que un poco mas morena y mas venosa. Andres la puso en mi cara y yo empece a chuparla, estaba saladita, sabía a semen, que rico, me la intentaba meter toda pero me atoraba. Mona me acomodo en 4, bajo mi tanga y empezo a chuparme el culo, mientras yo seguia chupando esa verga grande y dura. 

Mona dejo de lamerme y cuando senti una punzada de placer en el culo, ella estaba dandome, yo estaba feliz de que ella pudiera entrar y salir como quisiera. cambiamos de pose, mona quedo sentada en el borde de la cama y yo me sente en su verga. Andres siguio con su verga en mi boca, se detenia de vez en cuando para ver como me movia en la verga de mona. y vaya que me movia, al punto de que mona me decía que parara y yo no le hacia caso, apretaba mi rotico para hacerle presion en su verga. y ella se vino, senti el calorsito de su semen dentro de mi. 


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ