¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

gracias a la vida por permitirme despertarme con la ilusión de verte, pocos hombres son premiados con una mujer como tu porque pocos son merecedores de ello, pues eres mujer llena de gracias virtudes, bondades y pasiones, muchos quieren, pero pocos son merecedores, muchos sueñan, pero pocos tienen el tacto de introducirse en una mentecilla como la tuya y hacer estragos ¿recuerdas que te decía que debes temerle a la palabra? Puede cambiarte, hacerte y rehacerte para nunca volver a ser la misma

tu eres la misma palabra hecha carne y deseo y aquí me tienes contando los días para estar dentro de ti y recorrerte con manos, lengua y miembros como quien descubre un continente y se zambulle de un clavado en un pozo vacío azul y cristalino, pocos cuerpos me habían causado tanta excitación e intriga como el vuestro, pocas miradas me habían develado de forma tal que con tu mera presencia me causas erecciones

soy yo merecedor de tus fluidos y de tener tus labios en mi miembro, soy yo merecedor de lamerte las partes más ocultas de tu cuerpo y verte gemir con solo chuparte el cuello, he visto retorcerte incluso sentir tus humedales a través de las prendas gruesas de vestir. Que gran banquete voy a darme con tus senos que gran banquete me daré con tus nalgas y gran postre me daré con tus orgasmos, aquí me encuentro escribiéndote con un trozo de carne tieso que se muere por entrar en ti y literalmente partirte en dos

Siento que hemos nacido para complacernos y mostrarnos que la vida no era como nos parecía ser has nacido para ser mi experimento sexual, mi juguete, mi esplendor sexual, nacimos para sumergirnos en un sin fin de sensaciones vernos reir, gemir, mojar, festejar con dos cuerpos que se atraen por su mera gravedad y por el mero hecho de compartir un espacio, somos física, química y metafísica juntos, el milagro de la vida la lujuria, la avaricia, el inconformismo y el despojo de toda moralidad.

Una cosa si te pido no vuelvas a borrar mis fotos, sedúceme a cada instante con si fin de detalles, capta mi atención con tus lentes miradas y palabras, hazme tuyo con material fotográfico con esencias de tu sonrisa con trozos de piel y palabras que me lleven a otra dimensión, sedúceme una y otra vez como lo vienes haciendo y házmelo una y mil veces y no dejes de besarme, pero no vuelvas a borrar algo que me pertenece.

Nota: que rico cogerte bien duro, del pelo de las nalgas de la cintura de los labios y verte venir como manantiales que caen de las altas montañas y bañarme en ti y chupártela y chupartelay hipártela y chupártela hasta que se desvanezca el sabor a carne.


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ