¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

LA ENTREVISTA DE TRABAJO…PARTE II

Después de pasar por varios exámenes, finalmente decidíseleccionarla. Para su primerdia de trabajollego conun vestido corto que resaltabasus piernas (se notaba que para impresionarme) lamire mientras tomaba notas en su computador. Me senté en mi cómodo sillón, y la llamepidiéndole que se parar al frente mío. Como su vestido era algo corto, al sentarme, no pude más que disfrutar ver sus bien formadas piernas.

La note algo nerviosa, le hice algunas preguntas y poco a poco fue entrando en confianza y comenzó a relajarse. Tal como yo esperaba. Me pare y sin preguntarle, serví dos copas de licor y le ofrecí una. No le quedo más alternativa que tomarla.

Luego comencé a hablarle del trabajo, de su agenda de trabajo. Serví otra copa más. Ella se iba poniendo algo acalorada y sin esperar, ya le estaba sirviendo la tercera copa y entre risas y ciertas picardías y galanterías para con ella.

Al final la senté a mi lado y le entreguela copa. Se puso algo nerviosa y entonces le hable, le dije que era muy bonita, y si lo deseaba, podía tener una ascendente carrera en este trabajo, y que ahora todo dependía de ella.

Ella entonces, algo ingenuamente,me pregunto sobre que debía hacer para lograr ese puesto, y yo mirándola muy fijamente le dije…nada..., déjamelo todo a mí, y al decir eso, puse mi mano sobre su rodilla. Y mientras le comencé a hablar de cuanto ganaría, y todos los beneficios que pronto tendría, mi mano poco a poco fue recorriendo sus descubiertas piernas, hasta meterse bajo su falda. Entonces le quite la copa y comencé a besarla, ya para entonces se dejó llevar.

Yo era un experto, mis manos frotaban su sexosobre su tanguitay sentí quecomenzó a excitarse y gemir. Luego soltélas tiras de su vestido sobre los hombros y descubrí sus delicados y duros pechos los cuales bese con muchapasión. Cuando ya estábamos sobre excitados, la recosté en el sillón, le levante las piernas y rápidamente le saquela tanga.Comencé a besar y chupar su vagina y a la vez que metía mis dedos, frotando y masturbando su clítoris ya erecto .me levantey me desvestí rápidamente hasta quedar en el bóxer que había estrenado para esta ocasión especial. Baje mi bóxer hasta las rodillasy saque mi pene de 22 cm. Estaba erecto y grueso. Vi como sus ojos se abrieron de la sorpresa, de seguronunca había visto uno igual.

Entonces separe suspiernas y frote la cabeza de mi verga en su entrada de la vagina húmeda y bien depilada, comencé a penetrarla con suavidad mientras ella hacia cara de dolor, muy lentamente fui entrando sintiendo abrirse sus paredes vaginales hasta hundirla completamente en su vagina. Empecé a bombear mientras sostenía sus piernas en mi cintura y mis manos en sus nalgas. A pesar de sentir mi gran verga en su interior, ella no podía dejar de gemir y moverse con mucha excitación. La gire sobre el sillón para quedar en cuatro, apoyada en el espaldar y con todo su culo al aire.

La penetre por la vagina en posición de “perrito”, varias veces y con mucha fuerza, hasta sentir que la cabeza de mi verga se hinchó en su interior y luego descargue toda mi erección, inundándola con un gran torrente de leche en suinterior. Sentí como ella se vino con varios orgasmos uno tras otro, hasta terminar juntos.

Nos quedamos así un largo rato, exhaustos, yo sobre suespalda y nalgas, aun con mimiembro en su interior, ambos sin fuerzas para levantarnos.

Después de un buen rato, sentí que mipene nuevamente comenzó a endurecerse dentro de su vagina. Y comencé a atacarladesde atrás. Luego melevantey la hice poner de pie también, entonces la lleve a miescritorio, la hiceapoyar en los codos, parada, dándome la espalda.

Levante sufalda que aún no se había quitado y nuevamentecomencé a darle verga desde atrás. Fue muy excitante. Y después de un buen rato de machucarle su raja y su culo, finalmente otra vez me corrí en su interior.Nos tiramos luego a descansar sobre la alfombra.

Y fue así como comenzó mi historia con la secretaria joven y bien puta que estrene en aquel tiempo…


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ