¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Mi primer relato en la página, y quizás puede qué para muchos sea increíble o qué son puras mentiras pero es 100% real.

Todo sucedió en nuestro segundo encuentro, ella una mujer de 46 años y yo de 33. La conocí por una página de parejas y compaginamos muy bien, ese día hablamos un buen rato y me dijo qué ofrecía servicio de masajes terapéuticos pero a mí me los iba a hacer erótico. 

Una mujer un poco más bajita qué yo, con unos senos grandes y tan bien conservados como si tuviera aún 15 años, trocita pero con una zona V igual de deliciosa qué esos senos qué tiene. Ya habíamos tenido nuestro primer encuentro y tal como me había dicho, masaje no terapeutico sino erótico y si qué lo hicimos bien delicioso ese final feliz.

Pero el relato como dice el resumen es en base a nuestro segundo encuentro, y ese día no hubo masaje sino qué de una vez se pasó al final feliz y qué final feliz. Nunca había logrado qué una mujer tuviera 17 orgasmos, cómo mucho había logrado unos 7 u 8 pero está vez si fue algo casi irreal, la sabana casi en su totalidad estuvo empapada de sus eyaculaciones. Ella en todo momento en posición del misionero encima de mi y así pude descubrir su punto G, que por cierto está a unos pocos centímetros en la entrada de la vagina hacia el lado de su pubis. Una vez encontrado fué orgasmo sobre orgasmo y entre los 2 contamos las cantidades qué eyaculó, tanto que molestando le dije qué casi llega a la mayoría de edad.

Así que hombres qué lean esto un consejo, en vez de querer penetrarlas hasta el fondo. Mejor dediquénse a buscar su punto G y las tendrán en un éxtasis similar. Con el glande traten de tocar esa zona a pocos centímetros de la vagina y las sentirán venirse una y otra vez. Espero qué les guste el relato y creanlo ya qué si pasó.


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ